Después de mantener la incógnita durante un tiempo, la fuerza de los acontecimientos ha torcido al fin el brazo a la 31ª Fira de Titelles de Lleida, que se ha visto obligada a reinventar la edición de este año en unos momentos excepcionales. Sus organizadores, capitaneados por Elisabet Vallvé y Oriol Ferre, han buscado la manera de que la Feria siga presente en el mapa teatral del país. Han ideado, para ello, realizar una Jornada Titiritera el día 8 de julio, con la intención de mantener vivas en especial las dos columnas vertebrales de la Feria:

1- La vertiente profesional con la presencia acreditada de programadores, agentes, festivales, compañías acreditadas…, para potenciar la compra y venta de espectáculos, así como jornadas de intercambio, de presentaciones, etc.

2- La vertiente de fiesta popular con público llegado de todas partes, actuaciones al aire libre, actividades paralelas, etc.

Oriol Ferre, Bernat Vallvé, Elisabet Vallvé y Mireia Perna, núcleo organizador de la Fira.

Dice Oriol Ferre: ‘Es tal la complejidad de la Feria, que nos ha sido imposible trasladar su montaje a otras fechas. Pero, por otro lado, tampoco queríamos suspenderla sin más, cuando son tantos los esfuerzos que se han puesto en su preparación, por nuestra parte y por parte de todas las compañías y demás entidades que están relacionadas con ella. Es por eso que hemos decidido reducir la Fira a una sola jornada, en el mes de julio, el miércoles 8 en concreto, y situarla en un único lugar, el Palacio de Congresos de la Llotja, donde se ocuparán al completo todos sus espacios disponibles: las salas de exhibición, las salas polivalentes y la plaza, para que las compañías sigan disponiendo del escaparate que es la Fira de Titelles.’

‘On vas, Moby Dick?’, del Centre de Titelles de Lleida.

‘Por otra parte, esto nos permite mantener y hasta potenciar los espectáculos de calle, que tienen en este lugar espacios muy generosos. En cuanto a los espectáculos de sala, haremos una presentación sólo para profesionales y en una modalidad de showcase, es decir, en un formato de escaparate de unos veinte minutos de duración. Esto permitirá una presencia bastante mayoritaria de las compañías programadas, mientras que a la vez potenciamos el carácter de Feria, es decir, de promoción y venta de espectáculos.’

‘Hamelí’, de Xip-Xap.

El compromiso de la Fira de Titelles con sus objetivos los lleva a la organización de una logística bastante diabólica de esta Jornada, ya que no es nada fácil hacer fluir los diferentes espectáculos uno tras otro, aunque sea en formato de showcase, cuando una de las características de la creación teatral del mundo de los títeres, de objetos y de teatro visual, es que las propuestas suelen ser muy diferentes y a menudo no tienen nada que ver la una con la otra.

‘Nube, nube’, de Periferia Teatro.

‘Es verdad lo que dices, pero para ello contamos con unos equipos técnicos y logísticos ya muy curtidos, con una larga experiencia de años en estas materias. Por otra parte, el espacio es idóneo porque cuenta con muchas posibilidades diferentes. Igualmente, tendremos que trabajar con las compañías y ver cómo se pueden adaptar a estas nuevas condiciones. Quizás no todas puedan hacerlo, pero por otra parte es evidente la necesidad que todos tenemos de reiniciar el contacto entre profesionales y programadores, y creo que el espíritu de colaboración y de fraternidad que la crisis está despertando, conseguirá también impregnar esta nueva experiencia.’

Matito, de Arnau Colom.

Explica Oriol Ferre que en estos momentos se está dando forma, a contra reloj, a esta Feria reinventada por los momentos excepcionales que todas vivimos y esto supone empezar de cero en muchos aspectos del trabajo realizado durante meses.

‘Calma’, de Guillem Albà.

Dice Ferre: ‘Esta Feria de excepción o de emergencia, como nos gusta llamarla, trabaja para potenciar primeramente las compañías catalanas y nacionales por encima de las internacionales, en un momento en que como dinamizadores que somos del arte titiritero, creemos que es nuestra responsabilidad. Queremos agradecer firmemente la buena predisposición del área de Cultura del Ayuntamiento de Lleida, que en todo momento se ha mostrado dispuesta a colaborar en lo que desde la institución se puede hacer, así como también del departamento del OSIC de la Generalitat de Cataluña. Y, como es lógico, agradecer la comprensión y la buena disposición de las compañías seleccionadas y profesionales implicados, afectados todos ellos por la actual crisis del COVID19.’

Etiquetas: , , ,